Conclusiones

A pesar de ser una serie para una minoría, las técnicas publicitarias se cuidan al detalle. J. J. Abrams es una mente inquieta y nos tiene acostumbrados a un ambiente de misterio (hype) incluso meses antes de los estrenos de sus series y películas. Fan de los teasers y los fenómenos virales, hizo que miles de personas crearan teorías sobre Cloverfield, Lost o Super 8. Con Fringe no iba a ser menos. Un ejemplo es la creación de páginas misteriosas, totalmente desconocidas para el público. Además, los glifos sólo cobraron significado cuando un fan averiguó lo que significaban. Se podría haber hecho explícito el sentido del abecedario al principio, pero… ¿dónde estaría la gracia?

Esto demuestra el valor que se le da al marketing promocional. Si una serie no funciona, se cancela. Punto. La única manera de que una serie funcione es tener a los fans rogando más capítulos y temporadas. Por ello el rodaje de la serie y el de la publicidad va a la par. Guionistas y actores trabajan de la mano en contenidos de extensa duración, aunque sólo van dedicados a una pequeña parte de la audiencia. Este tipo de publicidad, la que no evitamos, la que perseguimos activamente porque nos gusta sentirnos parte de la serie, es la que ha originado el fenómeno fandom que una vez más lleva a los límites la promoción de la serie de manera gratuita, por amor al arte. Es a estos fans a quienes hemos de agradecerles que hayan conseguido que la cadena conceda una temporada más al Dr. Bishop y cía.

Comprendemos que en la época de rápidos avances tecnológicos, las series deben adaptarse para llegar al público. Fringe, siguiendo el ejemplo de su empresa Massive Dynamic, sabe adaptarse a la modernización de la sociedad a través de redes sociales y uso de aparatos de última generación (Smartphone, etc.). De todas las técnicas analizadas, cada cual más curiosa, una destaca sobre las demás: Bienvenidos a la división Fringe. Los creadores de la serie saben que su mejor baza es la fuerza de sus personajes. A todos nos encantaría conocer a Olivia, Peter y Walter y ayudarles en sus misiones. Con Bienvenidos a la división Fringe no sólo somos un personaje más… ¡también tenemos un otro yo en el mundo alternativo!

Como comentamos al principio, Fringe es una serie para minorías, empezó así y lo lógico es que finalice de la misma forma. Sin embargo, para esta última temporada se realizó una promo convencional que recogía las escenas más románticas entre Olivia y Peter a ritmo de Echoes del grupo Klaxons, creándose así un videoclip declarado como oficial para este tema de la banda. Es, sin duda, un intento para llegar al público más joven, atraparlo vendiendo historias románticas y rock indie. Aunque, quizás si Fringe fuera un poco más mainstream, llegaría a los niveles creativos y de fandom a los que llegó Lost en su momento y nosotros, sus más devotos fans, estaríamos más que felices

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s