Inicio

Guionistas virtuosos, estrellas de cine, directores de renombre, historias apasionantes. La revolución narrativa de las series empezó hace ya algunos años y vivimos un momento inédito en el que los propios españoles se empiezan a interesar más por los Emmys que por los Oscars.

Las series han ido poco a poco escalando posiciones dentro de las programaciones hasta convertirse en las niñas mimadas de las cadenas que engrosan millones de dólares al año gracias a ellas. Es por ello que se usan las técnicas más novedosas de la publicidad para, entre otras cosas, fidelizar a los públicos.

El Observador de Series analizará esas técnicas con la intención de crear un diario de nuevas estrategias publicitarias y poner un poco de orden en un ámbito del que, por la inmediatez de su naturaleza, aun no hay nada escrito.